Recetas para adelgazar: alubias blancas con lechuga y zanahoria


INGREDIENTES (para 4 personas):
  • 300 gramos de alubias blancas (peso en crudo).
  • 200 gramos de zanahoria.
  • Unas hojas de lechuga.
  • 100 gramos de cebolla.
  • 1 diente de ajo.
  • Media cucharadita de pimentón dulce.
  • 6 cucharadas de aceite de oliva.
  • 150 gramos de bacon.
  • Sal.
CÓMO SE ELABORA:
Ponemos las alubias en remojo en agua fría durante 10 horas. Cuando las vayamos a cocinar y una vez pasado el tiempo de remojo, las escurrimos y colocamos en una cazuela, junto con la cebolla, la zanahoria y el ajo cortado en brounoisse (cortado en trocitos diminutos) el pimentón y el aceite de oliva. 

Cubrimos con agua fría y ponemos a hervir. Cuando rompe el hervir, bajamos el fuego, y dejamos cocer lentamente, procurando que las alubias estén siempre cubiertas de agua para que no suelten la piel aproximadamente durante 2 horas si cocinamos en cazuela normal y 40 minutos si cocinamos en la olla rápida. 

Una vez tiernas las alubias, añadimos las hojas de la lechuga cortada en juliana (corte en tiras), el bacon cortado en trocitos muy pequeños, sazonamos y dejamos que sigan cociendo muy despacio. Retiramos del fuego y se dejan reposar, tapadas, unos diez minutos antes de servirlas.

Las alubias blancas son alimentos ricos en fibra, hidratos de carbono y proteínas. Aunque poseen buenas cantidades de proteínas, estas no son tan completas como las de la carne, a no ser que se acompañen de cereales como por ejemplo arroz.

Al igual que otras legumbres, contienen una escasa cantidad de grasa en su composición. En este caso las alubias se combinan con vegetales como la lechuga o la zanahoria que le dan un toque original al plato y le aportan otras vitaminas, minerales y sustancias antioxidantes que no están presentes en las legumbres, como la vitamina C o la A.

Si quiere recibir todavía mucha más información y más actualizada, apúntese a nuestro grupo de Facebook

Psicocardiología: como afrontar los conflictos


Para muchos una crisis en la vida puede significar peligro pero también puede ser una oportunidad. Tenemos que entender esta oportunidad en el peligro como una oportunidad de crecer o un peligro de estancarse y sufrir. De la misma forma podemos afrontar nuestros conflictos con las personas o con la vida, como una oportunidad de superarnos o un peligro de estancarse y sufrir. 

Lo que está claro es que para todos aquellos que buscan el sentido espiritual de la vida y quieren superarse realmente, todo lo que nos sucede en la vida es UNA OPORTUNIDAD DE APRENDER. Cuando hacemos algo bien y gozamos de la vida “aprendemos” que podemos y merecemos ser felices y también a confiar en nosotros mismos. Cuando no hacemos algo bien y tenemos problemas “aprendemos” que hay algo que tenemos que cambiar para salir de la crisis; así cuando nos duele una parte de nuestro cuerpo “aprendemos” a hacerle más caso y mejorar nuestra salud.

Por lo tanto, ante cualquier conflicto con tu pareja o con cualquier persona plantéatelo de la siguiente manera:

  • 1. - ¿Qué me pide aprender el conflicto al que me enfrento?. Seguramente que la otra persona tenga también algo que aprender, pero a ti lo que más te interesa es lo que tienes que aprender tú.
  • 2. - No busques víctimas ni culpables en ningún conflicto. No hagas juicios porque siempre serán parciales, busca solamente aquello que tienes que aprender o mejorar en ti.
  • 3. - Si aceptas que la relación conflictiva que tienes con tu pareja o con la otra persona es para aprender, observa detenidamente que tipo de relación hay entre vosotros. Es decir ¿Uno es el sufridor y el otro el agresor?. ¿Los dos peleáis por el poder?. ¿Tú te sientes ofendido?. Procura verte a ti y a la otra persona desde arriba, como si estuvierais los dos en un escenario de teatro y veros desde las gradas como un simple e imparcial espectador. Así podrás descubrir qué relación habéis creado entre vosotros y cuál es el papel o guión que cada uno estáis interpretando. De este modo te comprenderás mejor y también podrás entender más a la otra persona, dando una oportunidad al verdadero entendimiento entre vosotros.
  • 4. - ¿Qué tipo de energía está invocando en ti la otra persona?. Es otra de las cosas que debes plantearte. De alguna manera tu alma ha invitado a la otra persona a tu vida incluso para tener un conflicto con ella, ahora debes descubrir qué parte tuya la ha invocado. Es decir puede que la agresividad de la otra persona te ponga en contacto con tu propia agresividad o con tu necesidad de hacerte valer, puede que la excesiva dependencia de la otra persona tenga que ver con tu deseo de proteger y acoger aunque luego te moleste su pasividad y así en un largo etc. Esa correspondencia energética que se produce puede ser por identidad u oposición. Es decir, no siempre es tu agresividad quien invoca a una persona agresiva a tu vida para que seas consciente de tu agresividad. Puede ser al contrario, que no te atrevas a hacerte valer y la otra persona con su deseo de dominarte te está empujando a hacerte valer.
  • 5. - Asumir la realidad.- Si llegas a conclusiones válidas en los anteriores procesos es hora de asumirlas en la realidad, que no se quede en algo intelectual. Si aceptas que el conflicto te ayuda a aprender e incluso descubres qué es lo que debes aprender, debes sentirte alegre por lo que te pasa y no contrariado, debes dejar de hacerte el sufridor o mostrarte agresivo ya que ahora sabes que no te ocurre nada malo sino que en realidad es bueno. Muestra por lo tanto tu alegría, que nazca de tu interior para que pueda salir fuera, entonces el conflicto maravillosamente cambiará hacia mejor.
  • 6. - Verlo todo desde el corazón.- Para ayudarte en este proceso puedes ver las cosas desde tu "corazón", irradiando amor y comprensión hacia la otra persona. Eso no significa que tengas que ceder en tus supuestos derechos, pero sí en tu necesidad de controlar el comportamiento de la otra persona. En todo conflicto se espera que la otra persona actúe o no actúe de determinada manera, que nos dé la razón o acepte nuestras razones. Viéndolo desde el corazón no necesitamos imponernos e incluso podemos aceptar los posibles errores o sombras de la otra persona. Naturalmente que esto no significa que tengamos que renunciar a nuestros propios derechos pero no debemos sentir ninguna emoción negativa hacia la otra persona, ya que nosotros hemos tenido la oportunidad de ser conscientes de que el conflicto nos está ayudando a crecer y por lo tanto no es algo negativo, incluso podemos ver que el espíritu de la otra persona se ha puesto de acuerdo con nuestro espíritu para ayudarse ambos en su crecimiento.
  • 7. - Liberar al otro de la culpa y negatividad.- Si hemos conseguido llegar a ese sentimiento de agradecimiento por lo que nos está pasando ya no nos afecta la culpa ni la negatividad, ya somos libres de la negatividad. En este caso podemos ver con más amor a la otra persona que todavía está sufriendo por el conflicto. Es el momento de liberarle también de su culpa, es el momento de darle o expresarle nuestras buenas vibraciones para que él también pueda liberarse. Debemos dar la luz y el amor que hemos logrado alcanzar y darlo sin más, sin esperar manipular o cambiar el comportamiento de la otra persona. No importa lo que pase después, debemos expresar nuestra alegría por haber alcanzado la luz y así fomentaremos que la energía positiva se mueva y produzca resultados. Este es el último paso para la LIBERACIÓN TOTAL DEL CONFLICTO, del dolor y la culpa que se estaba generando. 
Así, liberando a la otra persona de cualquier residuo de culpa o negatividad no quedará nada que puede germinar después. Muchas veces no perdonamos ni liberamos a los demás del conflicto porque tenemos miedo a sufrir más si lo hacemos, a hacernos más vulnerables pero si hemos llegado al verdadero final comprenderemos que en realidad esto nos hace más fuertes y que nadie entonces nos puede hacer daño. 

Así, liberados totalmente llegamos a la paz total y podemos liberar a la otra persona del conflicto sin que esto suponga renunciar a nuestros legítimos intereses pero sin llegar al conflicto, a sentirlo y a expresarlo; así nuestro comportamiento será creativo y sin renunciar totalmente al Yo podrás vivir un cierto equilibrio entre Tú y los demás. La Rigidez y la Intolerancia son hijas naturales del Miedo y la Memoria del pasado. Analizar la vida desde el miedo es renunciar no solamente a la luz de la mente sino también a la gracia del "corazón" porque el miedo mata la mente y bloquea el amor que vive en nuestro corazón. Cuando tenemos miedo de un conflicto no es el conflicto en sí quien nos turba sino nuestro miedo a sufrir. 

Este miedo nos hace incapaces de amar y comprender a nuestros oponentes por creer que nuestro amor nos hará más vulnerables y sufriremos todavía más. De lo que no nos damos cuenta es que todo esto nos hace ya en realidad sufrir y somos las primeras víctimas del conflicto. Si nos damos cuenta, si aceptamos y comprendemos que hay una posibilidad de liberarnos del conflicto siguiendo todos los pasos anteriores, nuestra visión de las cosas cambiará y afrontaremos el conflicto no desde el miedo sino desde el amor. Seguramente que los resultados nos serán más favorables y también para la otra persona, seguro que podremos llegar a un auténtico equilibrio y...si el conflicto es con nuestra pareja, con alguien que amamos, esto es todavía más necesario de hacer porque en un conflicto entre dos que se aman no hay nadie que pueda ganar mientras que ambos no acepten qué es lo que deben aprender.

Recetas para adelgazar: cazuela de calabacín con jamón serrano, requesón y tomate


INGREDIENTES (para 4 personas)
  • 2 calabacines grandes.

  • 4 tomates grandes.

  • 1 cebolla.

  • 100 gramos de requesón o de queso cremoso.

  • 4 lonchas de jamón serrano.

  • 4 cucharadas de aceite de oliva.

  • Algo de sal.
CÓMO SE ELABORA:

Precalentamos el horno a 200º C. Limpiamos la piel de los calabacines, lavamos con agua y cortamos en rodajas. Lavamos los tomates y cortamos en rodajas. Pelamos las cebollas y cortamos en tiras finas. En la cazuela, intercalamos rodajas de calabacín, tomate y cebolla y ponemos entre capa y capa un poco de requesón y tiras del jamón serrano. Terminamos con una capa de verduras y tiras de jamón, salpimentamos, echamos un chorrito de aceite y horneamos 15 minutos hasta gratinar. Servimos en la misma cazuela o sacamos un trozo como si fuese una lasaña.

Indice de masa corporal


IMC (o BMI en inglés) son las siglas correspondientes a Índice de Masa Corporal, también conocido como Índice de Quetelet. Este índice se utiliza desde el año 1871 y relaciona el peso con la talla de una persona. También indica el grado de sobrepeso. La fórmula presenta algunas limitaciones. Es importante tener en cuenta que un especialista es quien debería interpretar el IMC, ya que el resultado no es siempre válido.

Cálculo del IMC

Este índice se obtiene dividiendo el peso en kilos entre la altura en metros elevada al cuadrado:

IMC= Peso en kg / talla en metros x talla en metros

El resultado obtenido de esta fórmula requiere la interpretación por parte de expertos. Diversas organizaciones establecen la suya propia. Por ejemplo, la interpretación que dicta la OMS
(Organización Mundial de la Salud) sobre el IMC es la siguiente:
  • IMC<18>

  • IMC: 18,5-24,9 - Normalidad

  • IMC: 25-29,9 - Sobrepeso

  • IMC: 30-34,9 - Obesidad grado I

  • IMC: 35-39,9 - Obesidad grado II

  • IMC>40 - Obesidad mórbida
Un valor superior a 24,9 indica sobrepeso y, si es de 30 o más, obesidad. Sirve también para clasificar los distintos grados de esta enfermedad, pero no se puede emplear de forma aislada para el diagnóstico. ¿Por qué? Se considera que existe exceso de peso cuando la cantidad de grasa del cuerpo es superior a lo deseable. Puesto que esta fórmula no considera la grasa, debe contrastarse con otras mediciones para valorar si, efectivamente, el paciente requiere o no perder peso, así como la cantidad total de kilos.

Un parámetro confuso de referencia

El IMC es uno de los métodos más empleados y cada vez más extendido para diagnosticar la obesidad por ser rápido, económico y muy accesible. Sin embargo, no es el método más eficaz, ya que no atiende otros aspectos de vital importancia. Por ejemplo, no contempla la complexión de la persona (delgada, media o fuerte), sus perímetros corporales (cintura o cadera) o el porcentaje de grasa ni su distribución en el organismo. El IMC no atiende al posible exceso de grasa, marcador de sobrepeso u obesidad, por lo que éste debe acompañarse de otros análisis de composición corporal. El sobrepeso y la obesidad no se refieren a un exceso de peso, sino a un exceso de grasa, y esta fórmula no atiende a la cantidad de la misma. Es por este motivo que para realizar una valoración adecuada de la situación nutricional de la persona es preciso acompañar el resultado de al menos un análisis de la composición corporal y una medición de los perímetros corporales. La composición corporal se puede valorar con aparatos especiales (impedanciómetros) o instrumentos adecuados, con los que se consigue estimar la cantidad de grasa corporal, la masa muscular y el agua total del organismo.

El IMC sí que tiene en cuenta las alteraciones de la morfología corporal. La talla es uno de los dos factores que contempla la fórmula, por lo que el índice está condicionado en caso de enanismo o retraso en el crecimiento. Sin embargo, la fórmula no permite valorar cual es la distribución de grasa corporal y, por tanto, no es posible analizar el riesgo cardiovascular del individuo, que es mayor en caso de que la grasa se localice a nivel abdominal.

Casos de posible confusión:

Personas con una importante masa muscular

Los deportistas de fuerza o las personas que se dedican al culturismo presentan una importante masa muscular y, por tanto, un peso elevado, ya que el músculo pesa mucho. Por lo tanto, al aplicar la fórmula el resultado es de sobrepeso u obesidad, con el consecuente falso diagnóstico. En realidad el IMC es más un indicador de corpulencia que de adiposidad o cantidad de grasa corporal.

Hombres y mujeres

En mujeres, el porcentaje medio de grasa corporal total es superior al de los hombres en relación con la talla. Esto hace que un hombre y una mujer de la misma altura y el mismo peso obtengan el mismo valor de IMC. Sin embargo, la cantidad de grasa difiere de un modo considerable.

Ancianos

La edad de la persona también puede afectar a la interpretación de los resultados obtenidos. El paso de los años implica un incremento de la grasa corporal total, por lo que este método infravalora el grado de sobrepeso u obesidad.

Recetas para adelgazar: Tomates al horno con perejil y ajo picado

Ingredientes para 4 personas:
  • 4 tomates.
  • 2 dientes ajo.
  • 1 puñado de pan rallado.
  • 4 cucharadas de aceite.
  • 2 ramas perejil.
  • Algo de sal y pimienta.
CÓMO SE ELABORA:
Cortamos los tomates por la mitad en sentido perpendicular. Presionamos para quitarles las semillas, salamos un poco y dejamos invertidos para que escurran.
Calentamos el aceite en una sartén, echamos los tomates con la cara del corte abajo y, cuando empiecen a cocinarse y la piel se levante por los bordes, damos la vuelta.
Mientras se fríen, pelamos y picamos en brunoise (picadito muy pequeño) los ajos y una vez picado mezclamos junto con el pan rallado. Cuando los tomates empiecen a caramelizarse, sacamos de la sartén y los ponemos en una fuente de horno. En la misma sartén de los tomates añadimos el pan y el ajo y doramos esta mezcla. Una vez tostada la mezcla, espolvoreamos sobre los tomates.
Introducimos en el horno ya caliente a 180 º C durante diez minutos, teniendo cuidado de que no se resequen.
Como plato principal puede ir acompañado de un poco de queso mozzarella horneado ligeramente junto con los tomates.

El tomate, bien sea en ensalada o en salsa, es una de las guarniciones más saludables que además combina a la perfección con cualquier alimento. Esta receta nos enseña otra apetitosa forma de preparar los tomates, que se puede tomar como plato principal si se añade por ejemplo algo de queso o atún, que aportan proteínas y completan el valor nutricional de la verdura. El tomate tiene un valor calórico bajo, al estar compuesto principalmente de agua y una pequeña cantidad de hidratos de carbono. 

De su composición nutricional destaca el contenido en vitamina C, potasio y licopeno, un colorante natural que en los últimos años ha adquirido una gran importancia por su acción antioxidante. Su consumo parece reducir el riesgo de padecer ciertas enfermedades, como el cáncer de próstata. Las personas que padezcan dolencias estomacales deben tener en cuenta que el tomate es de carácter ácido y puede ocasionarles molestias. Por su contenido en fibra es adecuado para prevenir y tratar el estreñimiento. 

El aceite de oliva no sólo proporciona un sabor delicioso a esta receta sino que también la enriquece en grasa monoinsaturada, que ayuda a prevenir las enfermedades cardiovasculares. Conviene no sobrepasar la cantidad empleada de aceite para evitar que el valor calórico del plato sea excesivo.

No hay alimentos que engordan. Es la cantidad del alimento lo que engorda. Recuerde: los kilos entran por la boca.

Recetas para adelgazar: ensalada de zanahorias con queso fresco

INGREDIENTES (para 4 personas)
  • 4 zanahorias medianas (puede utilizarse zanahoria rallada).
  • 100 gramos de queso fresco.
  • Unas hojas de lechuga (existe en bolsa lista para comer).
  • 16 aceitunas negras.
  • 16 tomatitos cherry.
  • 1 decilitro de aceite de oliva.
  • 4 cucharadas de zumo de limón.
  • 2 cucharadas de vinagre.
  • Unas hojitas de cilantro.
  • Algo de sal.
CÓMO SE ELABORA:
Para reducir el tiempo de elaboración de esta ensalada podemos utilizar ingredientes ya preparados como la zanahoria rallada, la lechuga de bolsa y el zumo de limón exprimido en botella. Si disponemos de tiempo podemos capturar la receta tradicional.

Lavamos y pelamos las zanahorias. Rallamos con un rallador las zanahorias y las reservamos sumergidas en agua fría. Lavamos las hojas de lechuga y cortamos de forma regular.

Colocamos en los platos una base de lechuga, sobre ella la zanahoria rallada y escurrida de agua, colocamos de forma equilibrada las aceitunas negras, los tomatitos cherry y las porciones de queso fresco. Aliñamos con una vinagreta elaborada con aceite de oliva, el zumo de limón, el vinagre y la sal. Presentamos en el momento que es aliñada y espolvoreamos con un poco de cilantro troceado.

Esta deliciosa y sencilla ensalada cuyo ingrediente principal es la zanahoria, aporta principalmente agua, hidratos de carbono, minerales, vitaminas -A, E y grupo B- fibra y sustancias antioxidantes, beneficiosas para la salud. El queso fresco enriquece al plato en calcio y proteínas de alta calidad y las aceitunas en ácidos grasos insaturados y sodio. En caso de tener que restringir la sal de la dieta conviene recurrir a las hortalizas frescas y eliminar las aceitunas y la sal como condimento.

Sexo y corazón



Por distintas razones ha existido un mito, una actitud nada científica, respecto al papel de las prácticas sexuales en su relación con la enfermedad coronaria. El miedo a que fuera peligroso, la "vergüenza" a la hora de consultar las dudas con el especialista, el temor "a no quedar bien" con la pareja… han sido algunas de ellas.
Es el momento de acabar con las dudas y el desconocimiento. Sin olvidar, por supuesto, que las aclaraciones de cada caso deben hacerse de forma individual por un especialista que conoce cuál es la situación exacta del paciente. De todas formas, estas serían algunas de las respuestas a las dudas más habituales:
  • El miedo a la realización del acto sexual, tras un episodio de angina de pecho o infarto agudo de miocardio, es muy frecuente. Tanto en el enfermo como en su pareja. Sin embargo, la posibilidad de muerte durante el coito es sumamente baja. Un estudio realizado en Japón sobre 5.559 casos de muerte súbita no traumática estableció que de ellos sólo 34 eran de origen cardiológico y sucedieron durante la actividad sexual; con la particularidad de que 27 de esas muertes se produjeron en relaciones sexuales con una pareja distinta a la habitual. En esos casos, se cree que pueden influir factores como el sentimiento de culpa, el deseo "de quedar bien" y la más que probable existencia de comida y bebidas alcohólicas previas.
  • Se establece que la práctica sexual equivale, en esfuerzo físico, a subir dos pisos de escaleras. Por tanto, los pacientes que hayan sufrido un infarto agudo de miocardio pero hayan tenido un resultado adecuado en la prueba de esfuerzo (en la que se determina el máximo de esfuerzo que pueden encarar su corazón) pueden reanudar su actividad sexual con su pareja habitual tras la segunda semana posterior al infarto. Pero siempre se aconseja que consulte con su médico.
  • Las personas que han sufrido una cirugía coronaria, pueden sentir fatiga ante esfuerzos mínimos debido a la habitual anemia postquirúrgica. El esternón, además, tarda unas seis semanas en consolidar, con lo que ese puede ser el periodo necesario para recuperarse y reiniciar su vida sexual.
  • En general, el lugar más adecuado para mantener de nuevo relaciones sexuales es la habitación habitual evitando que hay temperaturas extremas de frío y calor; es preferible que el momento elegido sea cuando el paciente está relajado y descansado, con lo que al despertar o tras una pequeña siesta serían buenas opciones. Hay que evitar que se produzcan tras una comida especialmente copiosa o si se ha realizado un ejercicio intenso. Respecto a la postura, la recomendación inicial es no adoptar aquellas que requiere una tensión muscular o un esfuerzo físico importante.
  • Si tiene que cumplir alguna medicación como los parches de nitroglicerina, no se los retire durante la práctica sexual. Puede colocarlos en zonas del cuerpo donde no molesten (brazos, abdomen…).
  • Si nota cualquier síntoma extraño (mareo, palpitaciones irregulares, ahogo) durante sus relaciones sexuales, interrúmpalas y coméntelo con su médico. Si aparece dolor en el pecho similar al que precedió a su episodio cardiovascular, suspenda la actividad y tome la cafinitrina que le hayan prescrito.
  • Puede ocurrir que alguno de los fármacos que le hayan prescrito para su enfermedad o alguno de los factores de riesgo que la provocaron (hipertensión, colesterol…) incida en su respuesta sexual. No deje de tomar su medicación. Hable con el médico y él le ayudará a resolver el problema. No olvide, además, que en algunos casos los problemas de disfunción eréctil pueden tener origen psicológico, con lo que hay que discernir correctamente su origen (edad, enfermedad cardiovascular, estado psicológico, medicación, forma física, otras dolencias…).
  • Si tras el episodio cardiovascular tiene que tomar medicamentos que continen nitratos o dadores de óxido nítrico o tiene una grave afección cardiaca NO debe tomar medicamentos potenciadores de la erección. En cualquier caso, consulte siempre con su médico si en su situación de salud es posible tomarlos.

Obesidad y su tratamiento



Definición
La obesidad se define como un aumento del tejido adiposo, que se manifiesta por un incremento de peso corporal.

La obesidad por sí misma es una enfermedad crónica. Está asociada con un aumento de la mortalidad y de la morbilidad o prevalencia de múltiples enfermedades (diabetes, hipertensión, hipercolesterolemia, problemas gastrointestinales, artritis, trastornos respiratorios, dermatológicos y endocrinos, cálculos biliares, cáncer, ...).

Incidencia

Es el trastorno metabólico más frecuente en los países desarrollados, afectando a un 25 por 100 de la población; la prevalencia en la edad infantil se aproxima al 3 por 100; una de cada dos personas mayores de 50 años es obesa.
Causas de obesidad
  • En la mayoría de los casos se debe a un desequilibrio del balance energético (la ingesta supera al gasto).
  • En ciertos casos puede deberse a alteraciones genéticas, enfermedades endocrinas (sindrome de Cushing, hipotiroidismo, hipogonadismo...), fármacos e incluso enfermedades neurológicas.
  • Se está estudiando la posibilidad de que existan mutaciones del gen que codifica unos receptores de la hormona adrenalina llamados beta-3. Al disminuir la actividad de dicho gen, se produciría una retención de lípidos en las células grasas, lo que origina un aumento del tejido adiposo.
En general se puede afirmar que el origen de la obesidad es tanto genético como medioambiental, incluyendo exceso de ingesta de calorías, escasa actividad física, factores sociales y económicos y alteraciones metabólicas y endocrinas.

Diagnóstico: Cómo saber si uno es obeso.

El método más utilizado en Atención Primaria para medir la cantidad de grasa corporal es el índice de masa corporal (IMC), que se obtiene del cociente entre el peso del sujeto en kilogramos y su altura en centímetros al cuadrado. Los valores comprendidos entre 25 y 30 se consideran sobrepeso y los superiores a 30, obesidad.

Tratamiento:

Tratar la obesidad es difícil. Lo primero que hay que tener en cuenta es que es una enfermedad crónica y por tanto no es de rápida resolución.
  1. Modificar los hábitos alimentarios (disminuir la ingesta calórica).
  2. Aumentar el ejercicio físico.
  3. Tratamiento farmacológico, cuando esté indicado.
  4. Cirugía de la obesidad: Sólo se plantea en casos de obesidad mórbida (obesidad patológica grave).
Al iniciar una dieta hipocalórica, en primer lugar se consumen las reservas de glucógeno y proteínas, perdiéndose aproximadamente 0,5 Kg por día.
Hasta el quinto o séptimo día no comienza a utilizarse como combustible corporal el tejido adiposo, es decir, el objetivo deseable. Hay que entender, por lo tanto, que el equilibrio energético negativo (gastar más calorías de las que se consumen) se debe mantener durante mucho tiempo.

Se requiere un déficit de 3.500 kcal para perder 0,5 Kg de tejido adiposo. En general, no se recomienda una pérdida de peso mayor de 0,5-1 Kg por semana. Además hay que tener en cuenta que las necesidades energéticas van disminuyendo, aproximadamente 12 Kcal/día menos por kilo de peso perdido.

Se ha comprobado que los individuos cuyo peso corporal fluctúa ampliamente, son más propensos a sufrir cardiopatías e incluso muerte prematura que los que lo mantienen relativamente constante. Por lo tanto, la actitud más prudente es intentar adelgazar a un ritmo sostenido y llevadero y evitar entrar en períodos alternativos de rápida pérdida de peso que después se recupera.

Cualquier receta tradicional podemos hacerla vegetariana

Todos los platos que forman parte de la gastronomía española y llevan alimentos de origen animal se pueden convertir en recetas vegetarianas. Es tan sencillo como sustituir los ingredientes que no contempla una dieta vegetariana por otros que sí están aceptados. Aunque estamos hablando de otra receta distinta, pues cambia el ingrediente principal, se respetan el resto de los mismos: los acompañamientos, las salsas y los condimentos. El objetivo es respetar al máximo sabores, apariencias y texturas respecto a la receta tradicional.

Con esta sustitución de alimentos se consigue ampliar la variedad de platos en la dieta de cualquier persona. Es la forma de adaptar una misma comida a personas que sean vegetarianas y a otras que no lo sean.


Recetas ovolacteovegetarianas:

Hay varias tendencias vegetarianas, entre ellas la dieta ovolactovegetariana. Es la más completa de todas desde el punto de vista nutricional, y excluye los pescados, las carnes y todos sus derivados. Esta variante sí que incluye huevos y leche, la cual puede ser tanto leche de vaca como una bebida vegetal de soja o almendra.


Para conseguir que una receta sea vegetariana, la carne que se añade a las diferentes preparaciones se puede sustituir por las llamadas
carnes vegetales como el seitán o el tempeh. El primero es un derivado del trigo que se prepara amasando harina con agua hasta eliminar el almidón y dejar solo el gluten. Después se hierve con algas y salsa de soja para enriquecerlo y que coja más sabor. El tempeh es otro sustituto de las carnes. Se trata de un alimento fermentado que se obtiene a partir de los granos de soja.

Sustitutos de la carne picada

La carne picada es otra forma de presentación de las carnes que tiene multitud de usos en la cocina. En su lugar, se pueden elaborar mezclas de alimentos vegetales para incluir en recetas vegetarianas. Todas las recetas con sus ingredientes poseen una variedad vegetariana semejante. A continuación se indican algunos ejemplos de cómo se pueden convertir recetas tradicionales en vegetarianas:

-
Hamburguesas o albóndigas vegetales

La mezcla con la que se preparan las hamburguesas o albóndigas se puede elaborar también con arroz, clara de huevo y harina. Estos ingredientes se han de mezclar bien hasta conseguir una mezcla homogénea. Esta masa ya es suficiente para que adquieran la forma deseada. A la mezcla se le puede añadir más ingredientes para darle un toque de sabor y color más intenso. Para ello se pueden emplear diversos ingredientes como verduras troceadas, champiñones, aceitunas, cebolla, tomate, calabaza, pimiento o calabacín, además de especias y hierbas aromáticas. Cuanto más picados estén los ingredientes, mejor sabor tendrán las albóndigas o hamburguesas.

- Platos rellenos de carne vegetal


Otras preparaciones también incluyen la carne picada como ingrediente de relleno. Este es el caso de los canelones, la lasaña o los vegetales rellenos como pimientos, calabacín, berenjena o patata. Para preparar el relleno de estos alimentos se puede optar por la soja texturizada fina, la cual consiste en un concentrado de proteínas obtenido a partir de los granos de soja. Gracias a su textura se puede emplear como sustituto de la carne picada. Del mismo modo que se hace con las hamburguesas, la soja texturizada también se puede mezclar con otros alimentos vegetales. Además, esta misma mezcla se puede aprovechar como relleno de pizzas o para elaborar salsas boloñesas que incluyen carne en su composición.

Pilates y corazón


Hay quien dice que este método es mucho más que un conjunto de ejercicios: es una forma de pensar y un estilo de vida... Kate Moss, Madonna o Melanie Griffith son algunas de sus fervientes practicantes. Pero, ¿qué es exactamente?

El propio Joseph Pilates (1880-1967), su autor, lo definió como: "La ciencia y arte del desarrollo coordinado de la mente, el cuerpo y el espíritu a través de movimientos naturales bajo el estricto control de la voluntad," y le dió el nombre de Contrología. El método Pilates es un método que propone otra forma de realizar el trabajo muscular de fuerza-resistencia, la flexibilidad muscular y articular y el control postural; es un método muy intenso y efectivo, con un entorno distinto al acostumbrado: en lugar de realizarse acompañado por una música movida y generalmente alta, mientras el instructor va gritando las instrucciones, se utiliza un ambiente de trabajo totalmente diferente, un ambiente relajado que permite la comunicación directa entre el alumno y el instructor, todo ello con una música suave y grata al oído y al espíritu. En definitiva, busca un trabajo integral de la mente, del cuerpo y del espíritu; es una educación corporal muy completa en la que se trabaja el cuerpo como un todo, desde la musculatura superior hasta la inferior, y en la que intervienen por igual y en armonía la mente y el cuerpo.

Se ha definido al método Pilates como el "Yoga Occidental".Sus principios son:
  • 1. Control físico (para evitar lesiones).
  • 2. Precisión (derivada del control).
  • 3. Flexibilidad (ningún movimiento debe ser rígido).
  • 4. Fluidez (ni muy rápido ni muy lento).
  • 5. Respiración (coordinada con los ejercicios).
  • 6. Control mental (la mente es indivisible del cuerpo).
Los beneficios del método Pilates son evidentes y han sido refrendados por especialistas médicos y fisioterapeutas; sin embargo, no hay que ver en estos movimientos el milagro escultor del cuerpo. En ocasiones se vende como un sistema que combate la celulitis o que moldea los cuerpos hasta hacer de ellos esbeltos espejos del modelo de belleza actual, cuando ese no es su objetivo. Sirve para oxigenar los músculos y lograr que la persona tome conciencia de sus articulaciones. Es una práctica que relaja y fortalece cuerpo y mente, pero como todo lo relacionado con la salud, ha de ser contemplado como un método que requiere seriedad, profesionalidad y compromiso del paciente.

Ventajas del método Pilates:
  • El cuerpo se hace más firme y lustroso, adquiriendo una forma mejor.
  • Te podrás mover con mayor facilidad, hacer muchas cosas rápidamente, alcanzar muchas destrezas físicas y prevenir lesiones.
  • Aumento de la fuerza física y mental y de la resistencia, lo cual hace que sea una técnica ideal para los que hacen un trabajo estresante o los convalecientes de una lesión.
  • La mente se convierte en la dueña del cuerpo, aumentando de este modo la confianza en sí mismo y el valor.
  • Alivio de la mayoría de los dolores de espalda.
  • Mejora de la flexibilidad muscular y de la movilidad de las articulaciones.
  • Fortalecimiento del cuerpo sin convertirnos en una mole.
  • Corrección de la coordinación, postura, equilibrio y alineación del cuerpo.
  • Sueño plácido.
  • Mejora del placer sexual.
  • Reducción de la fatiga, el malestar y el dolor.

Recetas para adelgazar: arroz crocante



INGREDIENTES (para 4 personas)

  • 250 g de arroz.

  • 100 g de cebolla.

  • 50 g de margarina.

  • 1 litro de caldo vegetal.

  • Algo de sal, pimienta, nuez moscada.

  • 50 g de almendras sin piel.

  • Queso rallado.

CÓMO SE ELABORA:

Rehogamos en una cacerola la cebolla en el aceite hasta apenas dorar, agregamos el arroz, luego 1 taza de caldo y cocinamos lentamente agregando más caldo hirviendo necesario hasta que el grano esté a punto.Sazonamos bien durante la cocción con sal, pimienta y nuez moscada. Mientras el arroz se cocina, doramos las almendras rápidamente en unos 50 g de margarina. Una vez a punto el arroz, mezclamos parte de las almendras y su margarina.Se sirve esparciendo el resto encima y acompañado con queso rallado a gusto.

Este sabroso plato combina varios ingredientes fundamentalmente energéticos, por lo que está especialmente indicado en situaciones que requieran un aporte extra de energía. El arroz admite infinitud de preparaciones y su sabor se enriquece con los ingredientes que le acompañen. Su alto contenido en hidratos de carbono complejos es lo que hace de él un alimento energético. La ausencia de fibra en este alimento hace que esté contraindicado para las personas que padecen estreñimiento. Para suplir esta carencia se recomienda acompañarlo de alimentos como las verduras y ensaladas, que son ricas en fibra. Los alimentos vegetales están representados en esta receta por la cebolla y las almendras. La cebolla no debe faltar en la alimentación diaria, ya que sus compuestos sulfurados nos protegen del cáncer. 

Las almendras por su parte, nos ofrecen toda una serie de cualidades nutricionales que también las hacen indispensables en la dieta. Aunque su aporte de grasa no es despreciable, ésta es de tipo monoinsaturada, beneficiosa para la salud cardiovascular. Su alto contenido en vitamina E les confiere un alto poder antioxidante, y son los frutos secos con mayor contenido en fibra. La margarina enriquece el plato en grasas, por lo que no se debe abusar de ella si se sigue una dieta hipocalórica o baja en lípidos.

Aconsejo tomar esta receta, como cualquiera de las aquí publicadas, como plato único. Se puede acompañar de un postre ligero, como fruta del tiempo. Siempre es recomendable quedarse con algo de apetito. No tenemos por qué saciarnos completamente.

Menús para adelgazar: arroz con sepia y verduras

INGREDIENTES (para 4 personas) 

  • 200 gramos de arroz bomba.
  • 100 gramos de cebolla roja.
  • 200 gramos de espinacas.
  • 1 pimiento verde.
  • 2 dientes de ajo.
  • 100 gramos de puntas de espárragos trigueros.
  • 400 gramos de sepia.
  • 1 litro de caldo de verduras.
  • 1 vaso de vino blanco.
  • 6 cucharadas de aceite de oliva.
  • Algo de sal.


CÓMO SE ELABORA: Picamos la cebolla y los dientes de ajo en trozos muy finos y los sofreímos con unas cucharadas de aceite de oliva. Una vez rehogados la cebolla y el ajo, añadimos la sepia troceada, las espinacas en hojas, las puntas de espárragos trigueros, el pimiento verde cortado en tiras y, a continuación, el vaso de vino blanco.

Cuando la sepia se ablande, añadimos el arroz, el cual rehogaremos en la verdura y en la sepia.

Mojamos el arroz (con el doble de volumen de caldo que de arroz), lo ponemos a punto de sal y dejamos que se cocine durante 18 minutos. Después lo dejamos reposar 10 minutos y, finalmente, servimos el preparado destapado y fuera del fuego.

El arroz es uno de los alimentos básicos de la dieta mediterránea. Es buena fuente de hidratos de carbono complejos, y en este caso se acompaña de verduras y sepia. Las verduras van a aportar al arroz diferentes vitaminas y minerales así; como sustancias con acción antioxidante, mientras que la sepia es buena fuente de proteínas de excelente calidad. Gracias a las características nutricionales de los alimentos que componen este plato, se puede decir que es un plato completo como consecuencia de la variedad de nutrientes presentes en el mismo, por lo que se puede consumir como un plato único.

Reglas de oro para adelgazar


· No saltarse ninguna comida, llegarás hambriento a la siguiente y además perderás energía y estarás de malhumor.
  • Si entre horas tienes un "bajón" pica una zanahoria o una manzana. También da muy buen resultado una lata de mejillones o berberechos, pero aderezados solo con zumo de limón.
  • Comer sin prisas masticando bien, esto ayuda a aumentar la sensación de saciedad y las digestiones son más ligeras lo que ayuda a no acumular grasa.
  • Bebe agua entre horas para aumentar la sensación de saciedad y depurar tu organismo, pero no te obsesiones con la cantidad. Recuerda que si llevas una dieta rica en vegetales y frutas estos ya te aportan una buena cantidad de agua.
  • Anda todo lo que puedas, es el único ejercicio que no tiene contraindicaciones y sus beneficios son totales. Debes hacerlo a paso un poco rápido para activar todo el cuerpo, lo ideal es andar diariamente una hora. También conviene bajar y subir escaleras, ayuda a mantener los músculos de las piernas fuertes y evita la caída de los glúteos.
  • Regula el consumo de sal, el sodio que contiene ayuda a retener líquidos y además con los años y la pérdida de hormonas en la mujer, puede incidir en un aumento de la tensión arterial. Utiliza hierbas aromáticas y especias.
  • Aumenta el consumo de verduras, ensaladas y cereales integrales. Te aportarán la fibra necesaria para un buen tránsito intestinal y además la fibra reduce la densidad calórica de las comidas y ayudan a comer más despacio.
  • Toma productos lácteos descremados, te aportan todo el calcio y las proteínas que necesitas pero con la mitad de materia grasa y por lo tanto con un aporte calórico mucho más bajo.
  • No utilices más de tres cucharadas diarias de aceite de oliva. Haz la carne a la plancha o barbacoa pintándola con un poco de aceite. Añade zumo de limón a las ensaladas y sobretodo utiliza mucho el microondas, es perfecto para economizar grasas debido a su rápida cocción.
  • Come mucho pescado, has de saber que incluso el pescado más graso como el salmón contiene muchos menos lípidos que una carne magra, muchas proteínas y muy pocas calorías.
  • También la fruta es un buen aliado, pero algunas tienen demasiadas calorías. Elige manzanas, melón, sandía, cerezas, fresas y naranjas.
  • Mientras estés intentando perder peso olvídate del alcohol, su aporte calórico favorece el aumento de peso. Si te gusta la cerveza que sea sin alcohol, hoy en día su sabor no difiere en nada de la normal y sus efectos para la salud son muy beneficiosos. También puedes tomar una copa de vino en la comida, pero huye de los cócteles y de los licores
  • La cena debe ser la comida más ligera del día. Hay una regla de oro que dice: Desayunar fuerte, comer normal y cenar poco. Síguela y verás los resultados, ten en cuenta que por la noche quemamos menos calorías y por lo tanto las que sobran se almacenan rápidamente.
  • No te obsesiones con la balanza. Pésate una vez por semana, los primeros kilos son rápidos de perder, pero luego se va muy lentamente y si te obsesionas esto incidirá desfavorablemente en la eficacia de la dieta.
  • La constancia es la regla más importante a la hora de ponerse a dieta, no hay nada peor que empezar cada lunes a regular lo que comes para abandonar el miércoles y volver a empezar el lunes. Se crea un círculo vicioso y puedes tener importantes problemas.
  • Introduce nuevas recetas en tu menú para no caer en la monotonía. Comer siempre lo mismo es lo que más motiva el abandono de la dieta. Utiliza la imaginación estar a dieta puede ser divertido. Para demostrarlo hemos puesto a tu alcance un pequeño surtido de recetas muy escogidas y nada convencionales que iremos aumentando periódicamente.

El mejor regalo del abuelo



Si un abuel@ pone 6.000€ en el banco al nacer un nieto, y con el tiempo se ocupan de que rinda un 10% anual, este nieto al jubilarse a la edad de 67 años tendrá un 

total Acumulado de 3.560.091,47 euros


 Todo esto sin ninguna aportación adicional. ¡Esto sí es un regalo!.


Podéis hacer el cálculo aquí . La bolsa, en España, en los últimos 50 años, ha rendido de media un 12% anual.

Onicomicosis: hongos en las uñas



La onicomicosis se define como toda infección en las uñas de las manos o de los pies producida por diversos tipos de hongos. La infección puede provenir de la propia uña o de otra infección por hongos en otras localizaciones. Aunque la infección por cada tipo de hongo en las uñas recibe un nombre específico, es cierto que todas se agrupan bajo el nombre genérico de onicomicosis.

Existe un elevado número de alteraciones ungueales (de las uñas) que pueden ofrecer importantes semejanzas desde un punto de vista médico. La confusión con otras afecciones dermatológicas y la propia identificación del hongo crea grandes dificultades a la hora de un diagnóstico correcto de esta afección.

En la mayoría de los casos los síntomas que produce esta enfermedad no están necesariamente asociados al dolor. La persona afectada tan solo siente molestias, picor y un cambio estético progresivo del estado de sus uñas. Esta es la principal razón por la que no se acude al médico hasta que el estado de la afección es avanzado y hay un cambio evidente en la apariencia y forma de las uñas.

Entre el 1,5 y el 3% de la población se ve afectada aunque sólo un 0,5 está bajo tratamiento. Esto es debido en gran medida al escaso grado de información y concienciación existente entre las personas de esta afección.

Hay una serie de condicionantes ambientales, personales, y de carácter social que pueden implicar un mayor riesgo de infección por hongos en las uñas. La onicomicosis no es una alteración de origen genético aunque hay una serie de enfermedades predisponentes, como son las enfermedades vasculares o enfermedades que afectan al sistema inmunológico (sistema defensivo del organismo) Todas ellas son enfermedades que provocan escasa oxigenación de las uñas o disminución de las defensas del organismo y por tanto aumenta la probabilidad de infección.
  • Enfermedades predisponentes:
  • Diabetes.
  • Enfermedades neurológicas.
  • Enfermedades arteriales.
  • Enfermedades de la sangre.
  • Enfermedades que afectan al sistema inmunológico.
Hay otros factores de riesgo que propician el contagio de infecciones por hongos, ya que favorecen el microambiente donde algunos tipos de hongos están presentes:
  • El uso de calzado inapropiado que impida la transpiración del pie.
  • La sudoración.
  • Lugares húmedos de uso común (contagio en zonas públicas como gimnasios, piscinas, etc).
  • Los traumatismos.
  • Determinados trabajos en contacto con el agua (sector de hostelería, tareas domésticas, etc).
En personas que practican deportes, frecuentemente se observan en las uñas de los pies. En cambio, las que realizan tareas domésticas presentan mayor afectación de las uñas de las manos. Respecto a la edad vemos que es más frecuente en ancianos, que suelen padecer lesiones muy crónicas a las que no dan importancia y que presentan durante años. Las personas más jóvenes y las mujeres son los grupos más preocupados y concienciados, sobre todo por el problema estético que supone.
Aunque no provoca síntomas alarmantes ni alteración del estado general, puede causar problemas en la vida social y profesional, limitando el desempeño de ciertas actividades donde la estética es importante. Normalmente los síntomas comienzan con una afectación parcial de la uña que con el tiempo se extenderá hasta afectar a la matriz (raíz de la uña). La posible ausencia de dolor y la lentitud en la progresión de la afección son, precisamente, las causas fundamentales por las que se acude al dermatólogo cuando la enfermedad está ya muy avanzada.

Los signos más frecuentes afectan a la forma y aspecto de la uña, y son:
  • Cambios en la forma de la uña (aspecto leñoso)
  • Cambios de color (amarillento, parduzco)
  • Aumento de grosor.
  • Mayor fragilidad (uñas quebradizas)
  • Desprendimiento de las uñas.
Hay una gran cantidad de alteraciones ungueales que ofrecen semejanzas desde el punto de vista clínico y este hecho influye de manera determinante en la dificultad de establecer el diagnóstico correcto. A pesar de ello, el diagnóstico puede realizarse sobre la base de la apariencia de las uñas. Para un diagnóstico fiable se pueden realizar diferentes técnicas (examen directo o cultivo de la muestra) que confirmen la onicomicosis y el tipo de hongo responsable de la enfermedad. Para ello se realiza una toma mediante raspado o cortando un fragmento de la uña afectada. En ocasiones hay resultados negativos en las técnicas diagnósticas y no se detectan los hongos responsables a pesar de tener verdaderamente una onicomicosis.
¿Qué puede hacerse en casa?
  • Higiene personal. Lavar frecuentemente los pies secándolos adecuadamente antes de ponerse los calcetines y el calzado.
  • Secar muy bien las zonas entre los dedos.
  • Tomar medidas de precaución en lugares públicos como piscinas, gimnasios, duchas, etc.
  • Uso de calzado adecuado que permita transpirar al pie.
  • Utilizar calcetines de algodón o de lana. Cambiarlos frecuentemente y siempre que estén húmedos.
Un adecuado tratamiento médico (normalmente la toma de un medicamento) y una serie de medidas preventivas permiten resolver el problema y evitar que vuelva a aparecer.

No espere a tener la enfermedad en un estado avanzado, consulte a su médico lo antes posible tras la aparición de los primeros signos. Repito, el tratamiento de esta enfermedad suele ser bastante sencillo y nos evita gran cantidad de problemas de tipo estético. Además, mientras tenemos una onicomicosis, podemos transmitírsela a otras personas.

Recomiendo a toda persona por encima de los 20-25 años que visite como mínimo una vez por año a un podólogo.

Recetas para adelgazar: paninis de atún y sardinas en conserva

INGREDIENTES (para 4 personas)
  • 4 panes rústicos individuales.
  • 50 gramos de salsa de tomate frito casero.
  • 100 gramos de atún en conserva.
  • 100 gramos de sardinillas con tomate en conserva.
  • 50 gramos de pimientos reojos asados.
  • 50 gramos de espinacas.
  • 100 gramos de queso brie. 8 cucharadas de aceite de oliva.
  • Algo de sal.
CÓMO SE ELABORA: Se abren los panes por la mitad y se disponen en una fuente de horno.
Salteamos, en una sartén con unas gotitas de aceite, las espinacas limpias y los pimientos rojos cortados en tiras. Una vez las verduras estén salteadas, se colocan sobre el pan previamente untado con salsa de tomate. También añadimos el atún, las sardinillas escurridas de la conserva (ligeramente desmigadas) y unas tajadas de queso brie.

Introducimos la fuente con los bocadillos en el horno, precalentado a 200º C, durante unos 15 minutos o hasta que el queso se funda sobre el resto de los ingredientes.

Una vez los bocadillos se saquen del horno, se sirven de inmediato.

Esta receta se puede acompañar de una ensalada. La receta nos propone una original forma de presentar el pescado azul en conserva y las verduras, sobre una tostada de pan y acompañadas de queso. De este modo, se obtiene un plato muy completo nutricionalmente rico en proteínas de alta calidad, hidratos de carbono, grasa monoinsaturada (principalmente), vitaminas, minerales y antioxidantes. El aceite de oliva que se añade va a hacer que el contenido graso de la misma se vea ligeramente incrementado. Esta presentación resulta muy apetecible, lo que supone un buen modo de introducir estos saludables alimentos en la dieta de quien no los consuma de forma habitual, como en el caso de los más pequeños, por desagrado.

Un plato muy rápido de preparar y muy rico. Un menú informal.

Chequeo deportivo


Actualmente el deporte o la actividad física forman parte fundamental del estilo de buen vivir, y cada vez más personas se vuelcan en la práctica sistemática de actividades deportivas o recreativas que implican un cierto grado de aptitud.
La práctica de actividades deportivas ya sea de forma ocasional o sistemática, requiere unos requisitos de salud y aptitud para poder practicarlas sin riesgos.
Es bastante común observar personas mayores, con sobrepeso, sedentarias, fumadores y con otros factores de riesgo, que aceptan el desafío de una práctica deportiva sin un chequeo médico-deportivo previo. No es infrecuente ver, por consiguiente, sus consecuencias, desde las más leves: como contusiones por falta de preparación o coordinación, contracturas musculares y esguinces desgarros, hasta las más graves como: golpe de calor, infarto de miocardio, o hasta la “muerte súbita” en actividades deportivas.

Es necesario destacar que el chequeo de salud para la práctica de actividad física no es similar al chequeo de salud corriente. Un organismo con buena respuesta en estado de reposo o de actividad rutinaria, puede sufrir importantes descompensaciones en estado de exigencia máxima como la que se da en una actividad física, especialmente si es de competición.

Algunas situaciones comunes, conocidas por todos, son los clásicos “campeonatos” de fútbol de veteranos o los típicos partidos de fútbol o de tenis de fin de semana después de comidas copiosas, donde pueden aparecer las complicaciones citadas anteriormente.

¿Cuál seria la conducta más apropiada para quien quiera iniciar un programa sistemático de actividad física o continuar realizando sin riesgo un deporte como “amateur” o de competición?:
  • Consultar con un especialista en cardiología o en medicina deportiva que le realizará un examen clínico general con valoración de la historia médica previa, una exploración física completa, toma de las constantes vitales, un electrocardiograma en reposo y la valoración del porcentaje de grasa corporal y la masa muscular.
  • Además se le realizará un análisis de laboratorio rutinario: sangre y orina, para evaluar el comportamiento metabólico y descartar un gran grupo de enfermedades.
  • También se le realizará una radiografía de tórax.
  • Parte fundamental del estudio es la ecocardigrafía que nos suministra información completa sobre cavidades cardíacas, función del músculo cardíaco y de las válvulas.
  • Para completar el chequeo deportico se realiza la prueba de esfuerzo (ergometría deportiva) donde se determina en un ejercicio de esfuerzo creciente, la respuesta cardiovascular, respiratoria y metabólica del organismo. Se registran las variables cardiovasculares (frecuencia cardiaca, tensión arterial, electrocardiograma de esfuerzo), variables respiratorias y los signos y síntomas. Puede determinarse además la fatiga metabólica por acumulación progresiva de ácido láctico en la sangre, tomando una muestra de sangre capilar (fases aeróbica y anaeróbica).
Con toda esta información se realiza una evaluación de aptitud física, que incluye aspectos estructurales (corrección de factores de riesgo si los hubiera) y aspectos funcionales como las cualidades físicas necesarias para cada disciplina.

Recetas para adelgazar: ensalada verde de arroz y pistachos




INGREDIENTES (para 4 personas)
  • 200 gramos de arroz redondo.
  • 50 gramos de pistachos picados.
  • Unas ramas de perejil.
  • Unas ramas de cebollino.
  • 50 gramos de aceitunas picadas (mezclas de verdes y negras).
  • 150 gramos de queso mahonés semicurado cortado en cuadraditos.
  • 1 limón.
  • 8 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
  • algo de sal.

CÓMO SE ELABORA:
Cocemos el arroz en agua hirviendo con sal durante 18 minutos. Una vez cocido el arroz, lo escurrimos y reservamos. Pelamos los pistachos, les quitamos cuidadosamente la piel y los picamos. Lavamos y picamos el perejil y el cebollino y reservamos. Sacamos la carne de las aceitunas y picamos igualmente. Ponemos todos los ingredientes en un bol y rociamos con aceite virgen extra, un chorrito de limón y un pellizco de sal. Añadimos el bol del aliño a una fuente junto con el arroz, removemos bien y dejamos reposar al menos una hora para que los sabores se vayan compenetrando. Servimos a temperatura ambiente.

Las ensaladas son platos a los que se les puede añadir prácticamente cualquier tipo de alimento. En este caso se añade arroz, convirtiendo al plato en una rica y original ensalada de arroz. El arroz es buena fuente de hidratos de carbono complejos y apenas contiene grasas. El resto de ingredientes que acompañan al arroz aportan principalmente grasas insaturadas, que contribuyen a disminuir los niveles de colesterol en sangre, como las que están presentes tanto en los pistachos como en las aceitunas. La combinación de estos ingredientes da como resultado una ensalada muy original y nutritiva.

Recetas para adelgazar: ensalada americana


INGREDIENTES (para 4 personas)
  • 200 gramos de maíz cocido.
  • 400 gramos de gambas peladas y crudas.
  • 3 lonchas de jamón de York.
  • 1 aguacate.
  • 5 hojas de lechuga.
  • 25 gramos de mantequilla.
  • 1 huevo.
  • Algo de sal.
  • Una pizca de mostaza y de pimienta blanca.
  • 2 decilitros de aceite de oliva.
  • 2 cucharadas de ketchup.
  • ½ naranja.
  • ½ cucharadita de café de pimentón molido dulce.
CÓMO SE ELABORA: Ponemos en una ensaladera el maíz, el jamón finamente picado, las hojas de ensalada picadas y el aguacate cortado en dados. Sofreímos las gambas peladas, salpimentamos y espolvoreamos con el pimentón. En ese momento sacamos la sartén del fuego. Preparamos una mayonesa batiendo con la batidora en mínimas revoluciones, un huevo, mostaza, sal y pimienta e incorporamos un chorrito fino el aceite. Una vez elaborada la mayonesa añadimos el ketchup y el zumo de media naranja. Añadimos dos o tres gotas de tabasco y salseamos con esta mezcla la ensalada. Podemos presentar en copas o vasitos individuales previamente introducidos en la nevera ya que esta ensalada se consume fría.

La ensalada americana es un tipo de ensalada poco común ya que apenas contiene alimentos vegetales, puesto que el protagonismo lo tienen los productos de origen animal como las gambas, el jamón y el huevo, todos ellos ricos en proteínas de alto valor biológico. Como vegetales, la ensalada americana contiene lechuga, maíz y aguacate. La lechuga es un alimento rico en vitaminas y minerales y su contenido calórico es muy bajo ya que posee mucha agua. En cuanto al maíz, destaca su contenido en hidratos de carbono, mientras que en el caso del aguacate las grasas son los nutrientes que destacan en su composición. El aguacate es una de las pocas frutas con un alto contenido graso, si bien es importante saber que las grasas que contiene son grasas insaturadas, es decir "grasas buenas", capaces de disminuir los niveles de colesterol en sangre

Como siempre aconsejo esta receta como plato único al mediodía y en poca cantidad. Se puede tomar como postre una pieza de fruta.
Me he atrevido con esta receta para demostrar que no hay alimentos prohibidos, salvo en raras excepciones. Lo importante es la cantidad de estos alimentos. La mayonesa, por ejemplo no hay que prohibirla sino lo único que hay que hacer es comerla en muy poca cantidad. La mayor parte de los pacientes con altas cifras de colesterol, no lo tienen así por causa genética, sino que es por la alimentación, el sobrepeso y la falta de ejercicio. Pienso que se hace demasiado poco hincapié en controlar el peso y luchar contra el sedentarismo y por contra se acentúa demasiado el tratamiento médico con fármacos de estas alteraciones de nuestras grasas en sangre.

Holter de electrocardiograma: 24 horas de registro


El monitoreo Holter se utiliza habitualmente para determinar la respuesta del corazón a la actividad normal. No obstante, existen otras situaciones en las que se precisa conocer la respuesta eléctrica del corazón, ya sea para valorar el efecto de medicamentos cardíacos, en especial antiarrítmicos, después de un infarto de miocardio, o para diagnosticar un ritmo cardiaco peligroso o anormal. El objetivo de su uso es obtener un registro de la actividad del corazón durante un periodo de tiempo determinado.

Determinadas alteraciones cardíacas, como las arritmias, están asociadas a la actividad eléctrica del corazón. Para establecer si están presentes o no, se recurre a una representación gráfica, el electrocardiograma (ECG o EKG). Este registro es útil para estudiar la conducción cardiaca y para apuntar el origen de la dificultad cuando el corazón falla.

Durante el ciclo cardíaco de bombeo y llenado, un patrón conocido de impulsos eléctricos muestra exactamente la acción del corazón. Estos pulsos pueden recogerse mediante electrodos que se adhieren a puntos precisos de la superficie del cuerpo. De ahí surge una imagen gráfica que muestra la actividad del corazón representada por ondas características. La imagen puede ser evaluada instantáneamente en un monitor o ser impresa sobre papel milimetrado para su posterior estudio por el especialista.

Monitor cardiaco holter

El monitor cardiaco Holter es un dispositivo de grabación que registra el ritmo cardíaco durante la actividad normal de la persona, de forma continua durante 24 horas. Esta prueba diagnóstica es conocida también como electrocardiografía ambulatoria.


Para realizar el examen se colocan unos electrodos, que son unos pequeños parches conductores, en el tórax y se conectan a un pequeño monitor por medio de unos cables, entre 5 a 7, denominados derivaciones. El monitor de registro cardíaco opera con baterías, y se guarda cerca al cuerpo en una bolsa colgada alrededor del hombro o a la cintura. Las derivaciones se conectan a electrodos, los cuáles son sensibles a los impulsos eléctricos del corazón. El monitor Holter graba los impulsos, realizando un registro de la actividad eléctrica del corazón durante las 24 horas.

La actividad eléctrica cardiaca que se registra es muy similar a la que se obtiene con un electrocardiograma con la diferencia de que los resultados se obtienen mientras la persona desarrolla un ritmo de actividad más o menos normal durante el periodo preestablecido. Luego, se analiza el registro, se tabula el informe de la actividad cardiaca y se correlaciona la actividad irregular del corazón con la actividad de la persona. La lectura de estos datos permite determinar la naturaleza del problema cardíaco.

El éxito de la monitorización depende de la colaboración del paciente. Es importante que lleve siempre consigo un dietario para anotar de forma precisa cualquier tipo de actividad o síntoma, para que, más tarde, pueda ser correlacionado con los hallazgos del registro.

Es primordial que el paciente apunte el momento exacto en que se presente algún síntoma físico, como vértigo, cefalea, dolor torácico o alteración en la respiración. Si el dolor es agudo o va acompañado de sensación de ahogo (disnea), es imprescindible que se acuda inmediatamente al servicio de urgencias más cercano para su valoración.

Preparación para el examen

No hay una preparación especial para este tipo de examen y tampoco existe ningún tipo de molestia asociada con el examen. La única precaución es informar si existe algún tipo de alergia a los materiales de la cinta con la que se adhiere el dispositivo al cuerpo o a los que componen los adhesivos. El profesional especializado pone en marcha el monitor de registro y enseña al paciente cómo colocar de nuevo los electrodos en caso de que se aflojen y cómo registrar la actividad en el control diario personal. En algunos hombres puede darse el caso que se deba rasurar en algún punto localizado el vello del tórax para poder colocar los electrodos y evitar que se despeguen. En cualquier caso, nada impide que se puedan desarrollar las actividades normales mientras se está usando el dispositivo.


Los electrodos deben estar adheridos firmemente al tórax para permitir el registro preciso de la actividad cardiaca. Y mientras se utilice el dispositivo, se debe evitar la exposición a la humedad. Por este motivo es conveniente bañarse o tomar una ducha antes de comenzar el examen, ya que no podrá hacerlo mientras esté usando el monitor Holter. También hay que evitar exponerse a los imanes, a los detectores de metal, a las mantas eléctricas y a las áreas de alto voltaje.

Rehabilitación cardíaca


¿Qué es la rehabilitación cardiaca?


Los programas de rehabilitación cardiaca son sistemas terapéuticos multifactoriales destinados a personas que padecen enfermedades del corazón. 

Con la práctica de ejercicio físico programado y la actuación sobre los factores de riesgo cardiovascular, se consigue un enlentecimiento en la progresión de la arteriosclerosis y una disminución de nuevos episodios coronarios, así como del número de hospitalizaciones y de la mortalidad por cardiopatía isquémica, mejorando tanto la sensación de bienestar como la reinserción sociolaboral.

¿Qué enfermedades pueden mejorar con los programas de rehabilitación cardiaca? Todas las enfermedades que afecten al sistema cardiovascular, como son:
  • La angina de pecho.
  • Tras infarto de miocardio.
  • Insuficiencia cardiaca congestiva.
  • Después de una cirugía cardiaca.
  • Tras un trasplante de corazón.
  • Tras Angioplastia con o sin stent.
  • Pacientes portadores de Marcapasos.
  • Enfermedad cardiaca congénita.
  • Arritmias.
  • Enfermedad cardiaca reumática.

¿En que momento se debe iniciar la rehabilitación Cardiaca?
La rehabilitación cardiaca consta de tres fases.

La Fase I
: Fase de ingreso hospitalario dirigida a no perder masa muscular o elasticidad con el reposo. Se intenta que sea corta, con movilizaciones tempranas, apoyo psicológico al paciente y a su entorno familiar.

La Fase II
: Periodo más importante de la rehabilitación y se inicia tras el alta hospitalaria comprendiendo los dos primeros meses.


Se procede a programar el nivel de ejercicio de cada paciente según sus características clínicas y prueba de esfuerzo, intentando evitar complicaciones. Se introducen los conocimientos que sobre la enfermedad deben tener, los métodos para control de los factores de riesgo en sus vertientes alimenticias, psicológicas y físicas. Así mismo se debe incluir conocimientos sobre actuaciones de emergencias.

La Fase III
: Debe durar toda la vida del paciente. Intenta una reintegración del paciente a su entorno socio-laboral y familiar. Se debe continuar con el programa aprendido, siendo controlado periódicamente por unidades de apoyo multidisciplinarias (Médicos de cabecera, cardiólogos, psicólogos, fisioterapeutas, dietistas, etc.).

¿Quién forma el equipo de rehabilitación cardiaca? Los programas de rehabilitación cardiaca – Fase III- se realizan de forma ambulatoria, y se deben integrar en Centros deportivos tanto públicos como privados. Muchos profesionales cualificados forman parte del equipo de rehabilitación cardiaca, incluyendo algunos o todos de los siguientes:
  • Cardiólogo.
  • Médico Generalista
  • Enfermería/DUE de rehabilitación.
  • Psicólogo o el psiquiatra
  • Fisioterapeuta.
  • Dietista.
  • Terapeuta ocupacional.....


¿En que consiste el programa de rehabilitación cardiaca? 

Se diseña para cada paciente en particular, según sus características clínicas y físicas, y según el resultado de su prueba de esfuerzo; y estará supervisado por un médico cardiólogo y un equipo de especialistas en fisioterapia. 

La rehabilitación cardiaca debe contener las siguientes actividades: 

  • Programa progresivo de ejercicios para mejorar la forma física y la capacidad funcional.
  • Charlas de educación para la salud, para asesorar en los cambios de hábitos de vida: 
  • Cursos de deshabituación tabáquica. 
  • Clases de alimentación. 
  • Aprendizaje de técnicas de relajación y entrenamiento en habilidades para afrontamiento del estrés. 

Ayuda a la reincorporación a su trabajo. 

En todas estas facetas adquiere una enorme importancia y protagonismo el VOLUNTARIADO EN ENFERMEDADES CARDIOVASCULARES.